Implorando a los santos

Descripción

Mi caso tiene poca importancia al lado de las grandes injusticias que caen acuciantes sobre la humanidad, como negros cuervos de oscura sombra y grávido aletear. Por esto vigiláis, santos del cielo, con espíritu atento, en contra delas terribles guerras y genocidios de razas y de pueblos enteros. Conocéis a los que violan el derecho humano, tan fundamental para mantener la paz y catapultar el progreso de los hombres.Os explicaré mi desafortunado caso, el cual busca solución, reconocimiento y justicia. El desamparo, la soledad y la frustración me han conducido a vosotros, a los moradores de la catedral, de las iglesias y de las ermitas de los pueblos, lugares que regentáis como casas propias, desperdigadas por todas las geografías y salvadas, de momento, de las terribles garras de las inmobiliarias y de la especulación.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Implorando a los santos”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.